Carreteras futuro

Un estudio que analiza cómo serán las carreteras en el futuro


Hace cuatro años, en vista de cómo evolucionaban los avances en las carreteras (y en los sistemas o tecnologías relacionados), hicimos un post pensando en cómo serían las carreteras en el futuro, en el cual indicábamos algunos elementos, servicios y sistemas que esperábamos ir viendo en los años venideros.

Entre otros, nuestra idea de la carretera del futuro contaba con los siguientes elementos:

  • Uso de TIC’s para el control del tráfico: Combinando tecnologías de la comunicación entre vehículos (V2V) y de vehículos con la infraestructura (V2I) para hacer frente a diversas contingencias en tiempo real como atascos, accidentes u obstáculos en la vía.
  • Sistemas ITS de la carretera cargados de forma sostenible, con elementos colocados en la infraestructura (en la propia carretera o en los lados) para aprovechar la energía (solar o eólica).
  • Sistemas de seguridad pasivos mucho más avanzados, que responderán de una forma u otra en función de la velocidad del impacto, para aumentar la seguridad de los conductores.
  • Pintura de las marcas viales, visibles en cualquier circunstancia, y dinámica (sirve para varias funciones).
  • Priorización del vehículo eléctrico, con carriles especiales para estos vehículos, que permitirán además la carga del mismo durante el trayecto.
  • Nuevos materiales, más sostenibles o que durarán más.
  • Pago dinámico en función del tráfico o congestión de la vía, para conseguir organizar el tráfico en tiempo real de una forma automática.
  • Tecnología V2V y V2I, para ofrecer la máxima información a los conductores tanto de otros vehículos, como de la infraestructura, de forma que puedan mejorar su seguridad, y hacer más cómodo su viaje.

Según leemos ahora en la web de Las Provincias, investigadores de las Universidades de Valencia, Zaragoza y Taiwán, entre otras, han realizado un estudio para analizar también qué elementos tendrán las carreteras en un futuro, y estas son algunas de las conclusiones que han adelantado:

  • Carreteras más seguras. gracias a los grandes avances de las telecomunicaciones, del 5G y de la computación en la nube, entre otras tecnologías, y también a los nuevos medios físicos incorporados para reducir la peligrosidad de los accidentes.
  • Carreteras que advertirán a los conductores cuando haya peligro o exceso de velocidad de diferentes formas, tanto visuales (con leds o iluminación) como sonoras.
  • Utilizarán la energía del movimiento de los vehículos
  • Contarán con cruces inteligentes e incorporarán avanzados sensores y dispositivos de comunicación que permitirán reducir al máximo los tiempos de rescate en caso de accidente.
  • Carreteras comunicadas con los vehículos, y vehículos entre sí.
  • Un aspecto muy importante: la carretera dejará de ser una mera infraestructura física y se convertirá en una autopista de información y comunicación integral.

.